El gobierno argentino le bajó el pulgar al actual titular de la Organización de Estados Americanos (OEA), el uruguayo Luis Almagro.

Argentina no apoya la reelección de Luis Almagro en la OEA

El gobierno argentino le bajó el pulgar al actual titular de la Organización de Estados Americanos (OEA), el uruguayo Luis Almagro.

Según señalaron fuentes de la Cancillería a la agencia rusa Sputnik, “el Gobierno está trabajando para construir una candidatura alternativa junto a otros países como México, Perú, Panamá, Antigua y Barbudas, y San Vicente y Granadinas“.

Por incumplimiento de preceptos

Desde Casa Rosada consideran que Almagro “no está cumpliendo los preceptos de la OEA en referencia a afianzar la paz y seguridad, promover la democracia, asegurar la solución pacífica de los conflictos”.

“Por el contrario, sus intervenciones han sido rupturistas, tomando partido por determinados sectores políticos de los países miembros y promoviendo una agenda de conflictos que lo aleja del rol natural de mediador que debe tener un organismo multilateral”, señalaron desde el entorno del canciller Felipe Solá.

Reuniones en la CELAC

En el marco de la V Reunión de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) que se lleva adelante por estos días en México, Solá se reunió con la excanciller ecuatoriana y expresidenta de la Asamblea General de la ONU, Fernanda Espinosa, una de las candidatas que se postula para la elección del 20 de marzo, que decidirá la continuidad o no de Almagro.

En la reunión Solá y Espinosa sostuvieron “la necesidad de fortalecer el multilateralismo latinoamericano hacia una verdadera representación de todos los países de América”, según informó la Cancillería argentina.

El ministro de Relaciones Exteriores argentino también mantuvo dos encuentros con otro rival del uruguayo, el embajador peruano en Estados Unidos, Hugo de Zela.

El alineamiento de Almagro con Washington

Luis Almagro recibió no pocos cuestionamientos en los últimos meses a raíz de su alineamiento casi sistemático con los intereses de Washington, sobre todo en casos paradigmáticos como la intromisión de Estados Unidos en Venezuela y el golpe de Estado que sacó del poder a Bolivia y constituye por estos días una dictadura que la OEA en ningún momento condenó.

Leé Más !!!  Coronavirus: Argentinos en China abandonarían la zona