En 2019 bajaron sus persianas desde bares y restaurantes de Puerto Madero, hasta bares notables o pizzerías históricas.

Cerraron 2.300 bares y se perdieron 150.000 empleos

En 2019 bajaron sus persianas desde bares y restaurantes de Puerto Madero, hasta bares notables o pizzerías históricas.

La lista incluye desde la histórica Taberna Baska, hasta el bar notable 9 de Julio de Larrazábal y Alberdi en Mataderos. Fundado en 1949, este año iba a cumplir 70 años en el barrio.

Gastronómicos en su peor año

El 2019 fue uno de los peores años para el negocio gastronómico, y en consecuencia, hasta el momento cerraron 2.300 bares y restaurantes de todo el país, según datos de la Unión de Trabajadores hoteleros y gastronómicos de la República Argentina (UTHGRA).

Desde UTGHRA aclaran que la mayoría de los establecimientos gastronómicos que cerraron en el año, lo hicieron en los últimos cuatro meses. Unos 600 de estos comercios estaban ubicados en la Ciudad de Buenos Aires, y eso significó la pérdida de 15.000 puestos de trabajo en la Capital Federal.

El sindicato gastronómico asegura que 150.000 trabajadores del sector fueron despedidos en todo el país.

 

La voz de los empresarios gastronómicos

Carlos Yanelli, presidente de la Cámara de Restaurantes de la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés (AHRCC), señaló : “El 2019 ha sido un año nefasto para nosotros, no fue un año más. Nos puso a prueba a todos los actores de la actividad económica en general y a los empresarios gastronómicos en particular.

” El aumento incesante de los costos de mercaderías, de los servicios públicos y la inflación por encima del 50% son un combo que hace perder las expectativas de rentabilidad y nos tenemos que conformar con poder mantener los puestos de trabajo”.