El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, hablo en directo de la crisis del coronavirus en el país, una semana después de decretar el estado de alarma.

Pedro Sánchez : van a llegar “días muy duros”

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, hablo en directo de la crisis del coronavirus en el país, una semana después de decretar el estado de alarma.

Sánchez dijo que van a llegar “días muy duros” y apeló a los españoles a ser “fuertes”. “Estamos luchando contra un enemigo al que vamos a vencer y al que estamos venciendo progresivamente”, dijo.

“Lo peor está por llegar”, enfatizó el presidente del Gobierno, refiriéndose al “impacto de la ola más dura” que “pondrá al límite nuestras capacidades morales y materiales”.

Los registros del coronavirus en España

España registra un total de 1.326 muertes y 24.926 contagiados por el nuevo coronavirus, según los últimos datos del Ministerio de Sanidad del país europeo. Asimismo, se ha informado que 2.125 pacientes ya se han recuperado de la infección.

La mayoría de víctimas mortales se han reportado en Madrid (804), Cataluña (122) y el País Vasco (85). Asimismo, Madrid registra 8.921 casos, mientras las otras dos comunidades autónomas se cuentan 4.203 y 1.725 pacientes, respectivamente.

Otras comunidades que se acercan, por número de contagios, a las zonas más afectadas son: Andalucía, Castilla de la Mancha, Castilla y León, y la Comunidad Valenciana, donde se registran entre 1.300 y 1.500 casos de covid-19 en cada una.

El informe del Ministerio de la Sanidad señala que, de todas personas que fueron hospitalizadas a nivel nacional, 1.612 han ingresado a las unidades de cuidados intensivos (UCI).

Preocupación por los mayores

Continúa la preocupación en el país por la situación de las personas mayores, en particular, por los focos localizados en varias residencias de ancianos repartidas por todo el territorio nacional.

Leé Más !!!  EE.UU: Bill Gates pide un cierre nacional para evitar la pandemia

En este sentido, las autoridades ordenaron que estos establecimientos “a más tardar en el plazo de un día” deben separar de manera urgente a sus residentes en cuatro grupos: ancianos sin síntomas y sin contacto estrecho con un caso posible o confirmado de coronavirus; residentes sin síntomas, en aislamiento preventivo por haber estado en contacto con un caso posible o confirmado de coronavirus; residentes con síntomas; y casos confirmados.