El presunto asesino del baterista de Superuva detenido en Entre Rios ya fue tralsadado a Quilmes

La Policía detuvo en las últimas horas en Gualeguaychú a Cristian Ariel Genez, el fanático de la banda punk Superuva que este domingo asesinó al baterista de esa agrupación a la salida de un recital en Quilmes. La detención se produjo a las 3 de la madrugada y como producto de un procedimiento de identificación de rutina”, contó el comisario mayor Carlos Pérez, que luego agregó un detalle: contó que un móvil de la comisaría séptima que estaba de recorrida vio a un hombre durmiendo en la alcantarilla, a la vera de la ruta 14 (a la altura del kilómetro 57), y pensó que se trataba de una persona en situación de calle.

Fue entonces que los policías procedieron a interrogar al hombre para identificarlo y “uno de los efectivos lo reconoció por las imágenes que se habían difundido en los medios de comunicación”, comentó el jefe policial. Su identidad se acreditó oficialmente porque el acusado llevaba consigo su propio DNI.

“El Largo” -como se lo conocía- se encontraba detenido en un calabozo de la alcaidía de Gualeguaychú a la espera de que la justicia entrerriana se comunique y defina el traslado con la fiscal de Quilmes Karina Gallo, que lleva adelante la causa por el homicidio Juan Manuel Ledesma (38), baterista de Superuva.

En las últimas horas, las fuerzas de seguridad también detuvieron a dos mujeres de 29 y 34 años, consideradas partícipes necesarias del crimen del músico. Ambas fueron detenidas en un allanamiento realizado en un conventillo de la calle Pavón al 2300, en el barrio porteño de Constitución.
Según las autoridades, ambas habrían colaborado con Genez, de 32 años, cuando éste desenfundó un cuchillo y le dio 3 puñaladas a Ledesma en el tórax y la axila. Como resultado de este ataque, Ledesma murió desangrado a pesar de que fue atendido por médicos.

La Policía ya había buscado a Genez en las localidades de Alejandro Korn, Gerli y Bernal sin resultados aunque en este último domicilio, la madre de Genez les contó que vio a su hijo entrar a la casa de Ayacucho 100 y cambiarse de ropa a primera hora de la mañana. En el cuarto de Genez, los efectivos hallaron un pantalón camuflado manchado con sangre y una navaja que coincide con la descripción de la que utilizó en el ataque.

Mientras continúa la conmoción por el asesinato del baterista de la banda Superuva, apuñalado este domingo por la madrugada a la salida de un show en Quilmes, trascendieron detalles sobre la personalidad del único imputado y prófugo por el crimen, quien en las redes sociales se definió como un ser “salvaje” que boicotea a las “bandas comerciales” y que, además, no cree en “la justicia, las leyes ni las cárceles” pero sí en “la venganza”.

Tras su captura, Genez ya fue trasladado a Buenos Aires, donde deberá dar cuenta de sus actos frente a la justicia Quilmeña.